Franz Ferdinand + Wild Beasts: la supremacía del indie británico

825

por leandro chico | @leanchico | mas notas del autor

A pesar de que transcurrió tan solo un año y medio entre el show de Franz Ferdinand para el Movistar Free Music en abril de 2013 y este otro celebrado ayer en el Microestadio Malvinas Argentinas, en Buenos Aires, “el fuego” que comunica a los escoceses con el público argentino parece no haberse extinguido en lo absoluto.


Cerca de las 21.30, Alex Kapranos, Nick McCarthy, Bob Hardy y Paul Thomson irrumpieron en el escenario con una batería de hits invencibles que pusieron al público a saltar y corear casi frenéticamente, algo que perduró de forma intermitente a lo largo de los 105 minutos que duró el recital. Apretaron fuerte el acelerador con “Bullet”, quizás la mayor tentación poguera de Right Thoughts, Right Words, Right Action, su último disco de estudio. Infalibles, le siguieron los clásicos “Michael”, “Do You Want To” y “Darts of Pleasure”.

En general, la performance de Franz Ferdinand fue 100% efectiva y tuvo momentos donde la embriaguez de hits cedió para que la banda se luciera, como en “Stand on the Horizon”, que pasó por todos los climas gracias a su melodía cambiante y contagiosa, o como en “Brief Encounters” (ver video), en donde hubo tiempo para los coros y el balanceo armónico de brazos.

Si bien el carismático Alex Kapranos provocaba la euforia del público tema a tema, en la fresca y bailable “Erdbeer Mund” (ver video), cuyo psicodélico videoclip sorprendió a todos en marzo, Nick McCarthy se convirtió en frontman a fuerza de beats tecnopop y fraseos en alemán.

El agite estuvo siempre latente; el campo respondía con una fiesta que le hacía justicia a la entrega de la banda y que tuvo su clímax en “The Dark of the Matinée” (ver video), “Take Me Out / Love Illumination” (ver video) y, hacia el final, “This Fire”, sin dejar de mencionar el drum jam, ante de los bises, para cerrar “Outsiders” (ver video).

Con apenas 10 años desde la salida de su primer trabajo, el cuarteto de Glasgow ya es local en Sudamérica y demuestra que el indie puede saltar al rock de estadios cuando se lo propone.

Visita la galería de fotos del show de Franz Ferdinand aquí.

Una antesala inmejorable

Los ingleses Wild Beasts –también artistas de Domino Records- fueron los invitados de la noche y armaron una previa distinta y placentera al rock explosivo de Franz Ferdinand. Al igual que en 2012, cuando se presentaron en el Anfiteatro de Puerto Madero, ofrecieron un set de 10 canciones, aunque esta vez había una excusa ineludible para volver a verlos: Present Tense, su álbum más reciente, cuyas canciones ocuparon más de la mitad del show.

Este disco es, sin dudas, uno de los mejores de 2014 y el intenso giro hacia los sonidos electrónicos y de sintetizadores que proponen  Hayden Thorpe, Ben Little, Chris Talbot y Tom Fleming planteó una atmósfera intimista y seductora en el Malvinas Argentinas.

Desde el inicio con “Mecca” y el falsetto imperturbable de Hayden, Wild Beasts armó un sueño pop constante de 45 minutos con el pulso de grandes canciones junto a los singles de Present Tense (“Sweet Spot”, “A Simple Beautiful Truth” y “Wanderlust”) y los que marcaron su carrera desde 2009 en adelante, con los álbumes Two Dancers (“Hooting & Howling”, “All the King’s Men”) y Smother  (“Bed of Nails”, “Reach a Bit Further”)

Este puñado de músicos, de enorme reputación, fue el warm up ideal que elevó los sentidos y preparó el terreno para el alto impacto que iba a venir después con Franz Ferdinand. Mirá el video de cómo empezó el concierto de Wild Beasts.

Visita la galería de fotos del show de Wild Beasts aquí.